Señal en vivo

0:00
/

Con 93 votos a favor, la cámara de Diputadas y Diputados aprobó el proyecto que prohíbe la instalación y funcionamiento de plantas de generación termoeléctricas a carbón.

En Chile esta industria está presente en Iquique, Mejillones, Tocopilla, Huasco, Puchuncaví, Curicó, Hualpén y Coronel, generando altas emisiones de gases de efecto invernadero, provocando incluso que sean declaradas zonas saturadas de contaminantes atmosféricos y sometidas a planes de descontaminación.

El diputado Diego Ibáñez, de Convergencia social y uno de los autores del proyecto explicó sus alcances:

Según determina el documento el objetivo es el cierre de todas estas centrales contemplando que la norma comenzará a regir a partir del 31 de diciembre de 2025 para plantas que tengan menos de 30 años de antigüedad. Ahora la iniciativa será revisada por el Senado.

Durante este martes el presidente Sebastián Piñera junto a los ministros de Medio Ambiente y de Economía informó el cierre de la central termoeléctrica a carbón Ventanas 1, en la comuna de Puchuncaví, luego de más de 50 años de funcionamiento.

El cierre de esta central es parte de un plan para reemplazar las energías sucias por limpias y renovables, por lo que se estipulaba cerrar ocho centrales térmicas a carbón en cinco años, a lo que el presidente Sebastián Piñera señaló que para antes del 2024, se terminará el funcionamiento de once centrales, que incluyen las de Tocopilla, Puchuncaví, Coronel y Mejillones, lo que representa al 31 % el total de las instalaciones de generación eléctrica en Chile.