Señal en vivo

0:00
/

Más de 30 detenidos dejó una nueva conmemoración del Día del Joven Combatiente, al menos en un balance entregado por Carabineros en la Región Metropolitana. De ellos, 28 fueron retenidos en Santiago Centro y 4 en San Bernardo.

A su vez, la jornada dejó varios heridos, entre ellos, un carabinero, quien resultó con una lesión ocular tras ser alcanzado por esquirlas de vidrio del vehículo blindado en donde se encontraba, esto en medio de las manifestaciones registradas en la población La Pincoya, en la comuna de Huechuraba, en la Región Metropolitana.

El uniformado fue trasladado hasta el hospital institucional y posiblemente, podría sufrir la pérdida de la vista ante las lesiones que presenta.

Una riña entre bandas rivales produjo una balacera en el Hospital El Pino, ubicado en la comuna de San Bernardo, fueron al menos 9 los heridos producto de las balas que llegaron al centro, durante el enfrentamiento que se habría llevado a cabo durante la madrugada del domingo.

Desde la Brigada de Homicidios Metropolitana, aclararon que son tres los heridos que "se encuentran en riesgo vital, tres con lesiones de mediana gravedad y dos fallecidos". El subcomisario Gustavo Sáez añadió además que "todos estos hechos se suscitaron en la comuna de San Bernardo en distintos horarios y lugares".

Una funcionaria habría difundido por redes sociales esta misma información detallando que 9 personas ingresaron con heridas producto de una bala, incluyendo a un hombre que falleció en el centro de salud y que fue baleado por un desconocido. A esta declaración también agregó que durante la atención de estas personas habrían aparecido dos personas que portaban armas de fuego en la sala de espera. "Llegaron múltiples baleados al Hospital El Pino, personas con pistola en sala de espera. Estamos sin carabineros aún. Personal de salud y pacientes 'escondidos' para protegernos. Esta es la seguridad que tenemos", comentó.

La subsecretaria de Salud Pública, Paula Daza, explicó el procedimiento que deberán seguir las 10 personas de San Bernardo que fueron equívocamente inoculadas con la segunda dosis de la vacuna Sinovac cuando les correspondía la vacuna Pfizer.

Ante la situación, Daza comentó que las personas fueron informadas inmediatamente de esta situación y que se tiene que hacer una investigación para averiguar qué es lo que ocurrió y el proceso.

Asimismo, indicó que “el riesgo desde el punto de vista de la salud, la verdad es que es muy bajo. Ellas van a seguir siendo monitorizadas durante los próximos días en caso de que hubiera algún efecto secundario”.