Señal en vivo

0:00
/

Durante esta jornada, el Ministerio Público abrió una investigación contra el sacerdote Carlos Villagra, en Iquique, región de Tarapacá.

Recordar que ayer el Obispado de Iquique confirmó recibir una denuncia en el que se acusa al cura de abuso sexual contra un menor.

Si bien la Fiscalía indicó que no se han recibido una denuncia formal por parte de la víctima, decidieron iniciar la indagatoria sobre la base del comunicado emitido por la iglesia de Iquique.

Señalar que el Obispado anunció una investigación canónica contra el presbítero, quien además fue suspendido del ministerio sacerdotal mientras se extienda el proceso de investigación.

El sacerdote jesuíta, suspendido de sus acciones, Felipe Berríos, realizó una autodenuncia al Ministerio Público para iniciar una investigación frente a las acusaciones de abuso sexual que enfrenta.

Berríos, a través de una carta, comentó que la investigación actual la está llevando a cabo la Iglesia, y no la Fiscalía.

"La opinión pública no sabe de qué se me acusa, y tampoco puede hacerse un juicio respecto a la verosimilitud de la denuncia ni a las decisiones que por esta vía se adoptarán", dijo Berríos.

Durante la tarde de este lunes, la Fiscalía anunció que se recibió la autodenuncia que realizó el sacerdote.

Durante la tarde de este martes, la Compañía de Jesús en Chile, anunció que se abrirá una investigación contra el sacerdote Felipe Berríos, luego de que recibieran una denuncia de una mujer adulta "por hechos de connotación sexual", los que habrían ocurrido cuando ella era menor de edad.

El comunicado menciona que "En forma inmediata se activó el protocolo establecido por el Centro de Prevención de Abusos y Reparación (CPR) de la institución. El Provincial de la Compañía de Jesús en Chile, P. Gabriel Roblero SJ, con fecha 2 de mayo decretó la apertura de una investigación previa canónica, nombrando a la abogada laica María Elena Santibañez a cargo de esta investigación".

Además, anunciaron que el sacerdote Berríos estará suspendido "mientras se realiza la investigación canónica".

"Como Compañía de Jesús reiteramos nuestro compromiso para avanzar en verdad y justicia en el cuidado de las personas, así como el respeto al debido proceso y a la ley", finaliza el comunicado.

Con un comunicado en común en sus redes sociales Juan Carlos Cruz, James Hamilton y José Andrés Murillo, reaccionaron tras conocerse la muerte del ex sacerdote Fernando Karadima, a los 90 años en el Hogar San Juan de Dios.

Recordemos que en 2010, Cruz, Hamilton y Murrillo, lo denunciaron públicamente por primera vez, acusándolo de abuso sexual reiterado ocurridos en la parroquia de El Bosque en la comuna de Providencia, cuando ellos eran menores de edad.

“Todo lo que teníamos que decir de Karadima está dicho. Él era un eslabón más en esta cultura de perversión y encubrimiento en la iglesia. Nosotros estamos en paz y sólo nos mueve seguir luchando para que estos crímenes no vuelvan a pasar y por tantas personas que lo han vivido y que aún no tienen justicia”, concluye el comunicado de las víctimas.

La denuncia por abuso sexual causó revuelo mundial, incluso afectando al papa Francisco, quien en 2018 confirmó que Fernando Karadima había sido expulsado del sacerdocio “por el bien de la Iglesia Católica”.

En aquella oportunidad y tras la investigación canónica en su contra fue hallado culpable y condenado a la prohibición de ejercer el sacerdocio además de estar obligado a retirarse a una vida de oración y penitencia, en la que se encontraba hasta la hora de su deceso.