Señal en vivo

0:00
/

Policía Internacional del Aeropuerto de Santiago, impidió el ingreso a territorio nacional de un ciudadano español. ¿Los motivos? Era investigado y condenado por una serie de delitos vinculados al terrorismo ocurridos en Francia.

De acuerdo a la información proporcionada por las autoridades, dicho proceso se ajustó al marco de la Ley de Migración. Mientras que el sujeto vinculado al terrorismo, por su parte, es vinculado a Euskadi Ta Askatasuna (ETA).

El jefe de la Prefectura de Policía Internacional Aeropuerto, prefecto Christian Sáez, aseguró que el hombre, que buscaba llegar a Chile, venía desde Bilbao.

Todos estos hechos se desarrollaron el pasado viernes en el aeropuerto y las autoridades, al percatarse de esta situación, procedieron a reembarcar al sujeto y sacarlo de Chile, el mismo día de arribo.

El juicio de apelación de Nicolás Zepeda (31), acusado por la desaparición y presunta muerte de su ex pareja Narumi Kurosaki, quedó programado por la justicia francesa para el primer trimestre de 2023.

Destacar que el primer juicio, que se llevó a cabo en la ciudad de Besanzón, fue ante un jurado de 9 personas: Tres magistrados y seis ciudadanos. En la instancia, Zepeda quedó con una sentencia de 28 años y además deberá pagar una indemnización millonaria a la familia Kurosaki por “inmenso daño moral”.

Según el medio L’Est Républicain, este segundo juicio se llevará a cabo en Vesoul, Francia. Sin embargo, será en presencia de 3 jueces y 9 ciudadanos, donde la defensa de Zepeda buscará apelar la condena.

Primer juicio de Nicolás Zepeda

El 29 de marzo de 2022 comenzó el primer juicio, el que se extendió hasta el 12 de abril y donde atestiguaron los padres, compañeros, conocidos y el novio de ese entonces de Kurosaki. Además de los padres de Zepeda e investigadores policiales.

Fue el 5 de diciembre de 2016 cuando se produjo la desaparición de Narumi Kurosaki (21), quien estudiaba en Besanzón, Francia.

La noche del 4, el chileno compartió con la joven en el edificio donde ella vivía. Sin embargo, en calidad de testigo, Rachel Roberts – Hope, residente, declaró que a eso de las tres de la mañana del 5 de diciembre escuchó "espantosos gritos de mujer".

Además, uno de los investigadores de la policía, experto en cibercrimen, demostró que Zepeda habría utilizado las redes sociales y el correo de la joven, el 6 de diciembre y los días posteriores.

Aún no se conoce el lugar en el que podría estar el cuerpo de la joven.

La portera nacional que actualmente se desempeña en el Olympique de Lyon, Christiane Endler, fue galardonada este domingo como la mejor arquera de la temporada 2021-2022 en la Liga de Francia.

La seleccionada chilena fue escogida como la más destacada en su puesto por segundo año consecutivo, en medio de la 30° gala de la Unión Nacional de Futbolistas Profesionales del fútbol "Galo".

Cabe recordar que Christiane Endler y el Lyon, están a un paso de coronarse campeonas del certamen. De hecho, un empate en la próxima fecha les basta para quedarse con el cetro.

En medio de la premiación, la chilena inmortalizó el momento y se fotografió junto a los astros del balompié mundial Kylian Mbappé, Ronaldinho y Thierry Henry.

El próximo gran desafío para "Tiane" será la final de la Champions League, que se disputará este sábado 21 de mayo ante Barcelona.

Luego de que la justicia francesa condenara a Nicolás Zepeda, a 28 años de cárcel por el homicidio y desaparición de su ex pareja, Narumi Kurosaki, la defensa del chileno apeló al fallo y según el medio francés L’est Républicain, el nuevo juicio que aún no tiene fecha definida, podría ser en 2023, o, a más tardar el 2024.

Recordemos que la decisión fue tomada este martes, por el tribunal compuesto por 9 jurados, 6 ciudadanos civiles y 3 abogados profesionales, quienes resolvieron anónimamente las 3 preguntas claves de la justicia francesa, denominada “La Motivación”, que buscaba establecer su autoría en el caso; si hubo premeditación y en el caso de no establecerse, si hubo o no concubinato.

En un juicio que comenzó el pasado 29 de marzo y se extendió por dos semanas, se escucharon los relatos de testigos, familiares de ambos, abogados e incluso del mismo Nicolás Zepeda, quien reiteradamente aseguró que no tendría relación con la desaparición y muerte de su ex pareja.

 

Culpable. Ese fue el dictamen de la justicia francesa contra el chileno Nicolás Zepeda, acusado de la muerte y desaparición de su ex novia Narumi Kurosaki en la ciudad de Besanzón, Francia, en diciembre 2016.

La decisión fue tomada por el tribunal compuesto por 9 jurados, 6 ciudadanos civiles y 3 abogados profesionales, quienes resolvieron anónimamente las 3 preguntas claves de la justicia francesa, denominada “La Motivación”, que buscaba establecer su autoría en el caso; si hubo premeditación y en el caso de no establecerse, si hubo o no concubinato.

En un juicio que comenzó el pasado 29 de marzo y se extendió por dos semanas, se escucharon los relatos de testigos, familiares de ambos, abogados e incluso del mismo Nicolás Zepeda, quien reiteradamente aseguró que no tendría relación con la desaparición y muerte de su ex pareja.

“No quise estar en el medio del dolor de la familia de Narumi. No quise estar en el medio del dolor de mi propia familia. No quise estar en el medio de mi propio dolor (…) Yo no soy la persona que me gustaría ser. Yo no soy un asesino. No soy el asesino de Narumi”, afirmó el acusado previo a la deliberación del jurado.

Si bien, la defensa de Zepeda apela a que no existe la certeza de la muerte de Narumi, el abogado de la víctima asegura que el deceso ocurrió el pasado 6 de diciembre, alrededor de las 3 de la madrugada, según la reconstrucción de escena, esto por los gritos que se escucharon al interior de la residencia universitaria, donde vivía la joven japonesa.

Recordemos que este lunes, se solicitó la condena de cadena perpetua en contra de Nicolás Zepeda, por parte de la fiscalía francesa y según la decisión del tribunal, deberá cumplir 28 años de cárcel que tendrán que ser efectivos en Francia.

Por “matar deliberadamente a su ex pareja con premeditación” fue solicitada cadena perpetua en contra de Nicolás Zepeda, por parte de la fiscalía francesa. El joven chileno es acusado de la muerte y desaparición de su exnovia Narumi Kurosaki, en la ciudad de Besanzón, Francia, en 2016.

Etienne Manteaux, fiscal a cargo del caso, comentó a la prensa francesa que Zepeda “cumplirá al menos 18 años de prisión si es condenado a cadena perpetua”. Recordar que este martes se dará a conocer la deliberación luego de dos semanas de juicio.

El corresponsal de CHV, Roberto Cox, habló con uno de los querellantes, quién aseguró que “una vez que este firme la condena, él puede pasarla en una cárcel en Chile, siempre y cuando la justicia chilena se comprometa a que Nicolás cumpla efectivamente su pena en una prisión del país”, detallar, sin embargo, que esto tiene que ser solicitado por la familia.

Reveló además que “el fiscal nos ha entregado luces sobre dónde pasaría sus días de cárcel en Francia” y agregó “es una cárcel donde van a parar violadores o asesinos, pero en casos muy parecidos, tal vez al de Narumi; que no son delincuentes, no son asesinos comunes y corrientes”.

Frente a las elecciones presidenciales que se están viviendo en Francia, Emmanuel Macron obtuvo entre el 28 y 29% de los votos, mientras que su contrincante de ultraderecha, Marine Le Pen, obtuvo entre el 24 y el 24%, dejando a los partidos tradicionales fuera del balotaje.

Luego de que se dieran a conocer los resultados, Macron expresó que podría "“inventar algo nuevo para unir convicciones y sensibilidades diversas” de cara a la segunda vuelta, según lo comentado a sus seguidores luego de los resultados, agregando que él es "el único" que puede ayudar al país con retos como la defensa del poder adquisitivo o el cambio climático.

Por su parte, Le Pen, expresó que "Todos los que no han votado a Macron están invitados a sumarse a esta unificación", agregando que ella y Macron representan "dos visiones diferentes de la sociedad".

 

Entre gritos y lágrimas transcurrió una nueva y tensa jornada de interrogatorios en Francia. El chileno Nicolás Zepeda, acusado de matar a su ex novia, Narumi Kurosaki, y hacer desaparecer el cuerpo en diciembre de 2016, volvió a declarar esta mañana, ¿Qué le hizo a Narumi?, preguntó la abogada de la familia Kurosaki, mientras se mostraban fotos de la joven, a lo que él respondió: “Yo la dejé en su habitación”.

Uno de los momentos más tensos se originó cuando la abogada insistió en la culpabilidad del chileno ante lo que él gritó “yo no la maté, yo también quiero saber!”. Ahí, justo antes del receso, la representante de la familia de Narumi le dijo: “lo dejo con su conciencia señor Zepeda”.

Cuando se reanudó la interrogación, el fiscal le preguntó a Nicolás respecto a la visita de la mamá de Kurosaki. “Cuando ella fue a Chile yo no sabía que estaba allá”. Eso a pesar que en la declaración de Taeko Akiyama, ella aseguró que lo siguió y cuando Zepeda la vio, este había agachado la cabeza y fingió no verla.

Minutos después, ante las preguntas de su abogada, el acusado volvió a romper en llanto e insistió en su inocencia "hay muchas cosas que se me pueden reprochar. A veces me equivoco. Yo no soy perfecto. Pero yo no maté a Narumi. Yo no la maté". Mañana podría ser el último día y hasta ahora Nicolás Zepeda en todas sus intervenciones no ha confesado. Destacar que para el 12 de abril está programado el veredicto final.

Este miércoles la madre de Narumi Kurosaki, Taeko Akiyama, declaró por primera vez en el juicio contra el ex novio de la joven, Nicolás Zepeda, asegurando que “no puedo dejar a ese demonio en libertad”.

En su testimonio señaló que “hace 5 años que estoy síquicamente destruida y he desarrollado una desconfianza en el ser humano”. En la misma instancia, leyó un mensaje de Kurosaki meses antes de su desaparición, donde la joven le expresa que “No sé si todavía amo a Nico, pero Nico me ama demasiado, es por eso que no me atrevo a separarme de él. Me da pena”.

Siguiendo con la declaración, Akiyama aseguró que “en el mundo entero había una sola persona que podía acceder a la cuenta de Narumi desde el celular, ese es Nicolás Zepeda”, agregando que “desde el día que me di cuenta de que él era el culpable, desde ese día supe que nunca más vería a mi hija”.

En el interrogatorio, la mujer contó además sobre su viaje a Chile en busca de su hija en enero de 2017. Según señaló, se encontró con Zepeda en un sector del río Mapocho, lugar en el que el hombre se habría percatado de su presencia, pero, sin embargo, decidió fingir que no la había visto.

La declaración de la madre de Narumi se extendió por 3 horas, marcado por momento de fuerte emoción donde desplegó su ira, su llanto y hasta mostró una foto de su hija mayor. Al terminar los presentes la aplaudieron.

Sigue el juicio contra el chileno Nicolás Zepeda, acusado de matar a su ex novia, Narumi Kurosaki. En esta instancia, una testigo, Rachel Roberts-Hope, declaró que a eso de las “tres de la mañana del 5 de diciembre escuchó unos espantosos gritos de mujer” y describió que sintió “miedo”.

Durante esta misma jornada, Laurent, también residente del edificio en el que vivió la joven japonesa, comentó “eran gritos como alguien que intenta gritar, pero no puede hacerlo. Duraron dos minutos”.

En su declaración, Roberts también aseguró haber visto a un “extraño” en la cocina de la residencia, sujeto que fue visto por otros dos estudiantes. Por medio de fotos, la universitaria identificó al hombre como Nicolás Zepeda. “Cuando vi las fotos supe inmediatamente que era la misma persona que vi en mi edificio”.

Destacar que durante esta jornada el chileno volverá a ser interrogado.

Durante esta jornada se está llevando a cabo la cuarta jornada del juicio en contra del chileno Nicolás Zepeda, sindicado como el principal sospechoso de la desaparición y presunta muerte de su ex pareja, Narumi Kurosaki, en diciembre de 2016.

Hoy, uno de los investigadores de la policía, experto en cibercrimen, entregó su declaración en el que se mostraron nuevos antecedentes, los cuales exponen que se habrían utilizado las redes sociales y el correo electrónico de la joven japonesa, el 6 de diciembre y posterior.

Se mencionó que a eso de las 10 de la mañana de ese día, se realizó la compra de un ticket de tren desde Besanzón con destino a Lyon con la tarjeta de Narumi, que según los querellantes, no habría sido realizado por ella. Sin embargo, se demuestra que esta compra se hizo desde una dirección IP de un centro comercial en Dijon.

Recordar que Zepeda deja Besanzón, ciudad en la que se hospedaba Narumi, el 6 de diciembre, para devolver el auto arrendado en Dijon. Según la hipótesis que manejan los demandantes, este día fue en el que finalmente el chileno habría matado a la joven para luego hacer desaparecer el cuerpo.

En esta instancia, además, se dieron a conocer el listado de conexiones del teléfono de Nicolás, mostrando su itinerario en Francia, en el cual destaca el campus universitario donde estudiaba Narumi.

Este jueves se vivió una nueva jornada donde Nicolás Zepeda, el principal sospechoso del crimen de la joven japonesa, Narumi Kurosaki, tuvo que declarar y responder a las preguntas formuladas por el jurado, la fiscalía y los abogados del Tribunal de Doubs, en Francia.

En la instancia, Zepeda, aseguró que no tenía conocimiento que Narumi mantenía una nueva relación amorosa con Arthur Del Piccolo. También, al ser consultado por el mensaje que recibió Arthur el 5 de diciembre del 2016 enviado supuestamente por Narumi donde decía “Te lo quería decir en persona, pero no puedo más. Me encontré con otro hombre. Pasé la tarde con él. Estoy confundida. Mañana te explicaré todo”, Zepeda descartó haberlo redactado.

“Yo niego haber escrito eso (…) respecto a los mensajes de Narumi, me habría gustado saber qué pasaba en su cabeza. La vi escribir cosas, pero no tengo recuerdos exactos de ese momento”, confirmando que estuvo con la joven durante esa jornada.

Según Zepeda, no tiene recuerdo alguno de lo ocurrido el 4 de diciembre, día previo a la desaparición de Narumi. “No tengo recuerdos de todo lo que hice ese día (…) seguramente fui a comer, me lavé los dientes. No puedo precisar lo que hice ese día”.

Tras viajar desde Santiago de Chile, hacia Francia, para pasar juntos 30 horas al interior de la habitación de la joven japonesa, Zepeda aseguró que subió al vehículo alquilado y no volvió a contactar a Narumi, nunca más.

Esto llamó la atención del fiscal, quien firmemente preguntó al acusado “quizás tenías otras razones para no llamar a Narumi. No llamamos a un muerto...” En ese instante, Zepeda rompió en llanto por segunda vez desde el inicio del juicio en su contra.

 

Un proyecto de