Señal en vivo

0:00
/

Se dio a conocer el nuevo reglamento de convivencia vial, entregado por el Ministerio de Transportes. Las indicaciones son claras y cada uno de los ciclistas deberán circular con casco protector y por lo menos un elemento reflectante visible. Todas las bicicletas, scooters u otros ciclos, deberán tener un sistema de frenos, placas reflectantes, un aparato sonoro y focos de luz.

En relación a las ciclovías, deberán cumplir con 8 principios de planificación como, diseño y mantenimiento; facilitar la convivencia vial entre usuarios; deben ser coherentes en señalización y demarcación en las trayectorias; deben favorecer la conectividad con otros medios de transportes y ser seguras, eso entre otras exigencias.

Aquellos que incumplan con estas normativas, como andar en la vía sin casco o sin elementos de seguridad, deberán pagar una multa que va desde las 0,5 y una UTM, es decir, entre  26 y 52 mil pesos.

Los problemas entre ciclistas y automovilistas no son nuevos, pero lo que sí es novedad  es que desde este miércoles hay 16 nuevas señales de tránsito que ayudarán en la convivencia vial. La normativa ahora incluye a los “ciclos”, medios de transporte pequeños que no superan los 25 km.

El nuevo Manual de Señalización de Tránsito fue publicado en el Diario Oficial en septiembre de 2020 con la esperanza de que los cambios ayuden a reducir los accidentes de tránsito que, principalmente, dejan con lesiones graves  a quienes se transportan en bicicletas.

Rodrigo Cruces, jefe Diseño y Desarrollo de Servicios Preventivos de la Asociación Chilena de Seguridad explicó:

 

Entre las señaléticas que se integran están la “Zona 30”o “Zona 20”, es decir, un lugar donde se restringe la velocidad en zona urbana, una que indica cuando comienza una Ciclocalle, otra de zona de espera de motos y otra cuando tienen preferencia para virar las bicicletas.

Esta semana entró en regla la modificación a la Ley de Transito que eleva las multas de quienes utilicen de manera irregular los estacionamientos designados para personas con discapacidad, esto con el fin de incentivar el buen uso de estos espacios.  Utilizar uno de estos lugares ahora se considerará “grave”, recordemos que el antiguo reglamento lo tipificaba como un hecho “menos grave”.

Con esto las multas se elevarán. Anteriormente iban desde las 0,5 y 1 Unidad Tributaria Mensual, lo que se traduce en multas de entre 24.861 pesos a 49.723 pesos; ahora se elevan entre las 1 y 1,5 UTM, o sea, quien reciba multa tendrá que pagar entre 49.723 pesos a 74.584 pesos. Sin embargo, si una persona es reincidente durante los últimos 2 años tendrá que pagar doble multa y si continua con la mala práctica será por tres el pago.

Desde el Ministerio de Transporte señalaron que es fundamental que estos espacios se respeten para generar una mejor convivencia vial, inclusión e igualdad para estos conductores. Además, señalaron que todas estas infraestructuras, independiente si son públicas o privadas, deben cumplir con las demarcaciones y facilidad de acceso para personas con alguna discapacidad.

Un proyecto de